Comunicación, confidencialidad y consentimiento en Radiología: políticas y prácticas en Europa.

Translate this post to your language!

Artículo original: European Radiology Society (ESR) “Patient communication, confidentiality and consent: radiology policy and practice in Europe. A survey by the European Society of Radiology”. Insights Imaging (2013) 4:153–156.

http://dx.doi.org/10.1007/s13244-013-0236-x

Palabras clave: Communication, confidentiality, consent, Radiology

Linea editorial del número: N/A

 

Motivos para la selección:  La seguridad de la información suele ser un aspecto algo descuidado en la práctica clínica habitual, aunque es una tendencia que está cambiando. La adecuada formación y concienciación de los profesionales es fundamental; y qué mejor forma de empezar a concienciarse que tener una instantánea de la situación actual en Europa.

Puntos fuertes y débiles del artículo:

Puntos fuertes:

  • Encuesta realizada por una sociedad científica internacional: la Sociedad Europea de Radiología; a través de sus sociedades nacionales federadas.
  • Aunque todo se puede mejorar, en mi opinión, la encuesta ha sabido tocar puntos clave que nos deben llamar la atención sobre cómo se están haciendo las cosas.

Puntos débiles:

  • Falta información sobre la encuesta (número de respuestas obtenidas) y su demografía (por países, por tipo de institución, ámbito público/privado), pues puede condicionar mucho la valoración de los resultados.
  • No se sabe si son respuestas “oficiales” (respondidas por personas con amplio conocimiento de la legislación de los diferentes países encuestados) o si son recabadas de profesionales de a pie (que pueden desconocer o malinterpretar la legislación vigente).

Resumen.

Introducción

Se trata de una encuesta realizada por la Sociedad Europea de Radiología a través de sus sociedades nacionales federadas.

Hace hincapié en tres áreas muy importantes: comunicación, confidencialidad y consentimiento.

COMUNICACIÓN: A pesar de que la obligación legal de dar un informe a los pacientes es conocida, los resultados muestran una gran variabilidad en la práctica habitual.

La comunicación directa con el paciente es también bastante escasa, concentrándose en ciertas modalidades (como la ecografía). También es baja la formación de los radiólogos en comunicación.

CONFIDENCIALIDAD: Un 75% de las sociedades informan de que existen políticas nacionales sobre la gestión de la información confidencial de pacientes. A pesar de esto, menos de dos tercios tienen guías clínicas al respecto. También es muy llamativo (a la par que preocupante) el bajo nivel de monitorización de accesos que parece existir, a la luz de los resultados de esta encuesta.

CONSENTIMIENTO: El verdadero consentimiento informado es aquel en el que el paciente entiende perfectamente el procedimiento, así como sus beneficios y riesgos. Los porcentajes de consentimientos obtenidos son bajos, aunque puede ser explicado porque las preguntas de la encuesta se refieren a consentimiento escrito. En el caso de hacer uso de las imágenes para docencia, el consentimiento se asume y, por tanto, no se obtiene en el 50% de los casos. Si las imágenes están anonimizadas, tampoco se obtiene consentimiento.

Resultados más destacables:

  • Baja formación en comunicación recibida por los radiólogos (pregunta 4).
  • Bajo nivel de monitorización de los accesos a la información confidencial de los pacientes (pregunta 8).
  • Alta asunción del consentimiento del paciente en caso de usar las imágenes para docencia y bajo nivel de requerimiento de consentimiento escrito (que es lo que procede, al menos en nuestra legislación) (pregunta 10).
  • Bajo nivel de consentimiento informado cuando se realizan procedimientos.
  • Bajo nivel de información a los usuarios sobre los riesgos de la radiación que reciben (pregunta 14).

Valoración personal:

La encuesta muestra la poca importancia que se da a la comunicación en la formación de los radiólogos. Las competencias en comunicación son importantes y aportan valor, no sólo con otros profesionales, sino también con los pacientes. En este sentido, ¿podríamos hablar de un informe adaptado para pacientes?

En el apartado de confidencialidad, el texto declara que las políticas pueden no haber ido al mismo ritmo que la tecnología, aunque parten de una afirmación incorrecta: “Con el almacenamiento electrónico, cualquiera con una contraseña puede revisar el archivo [de imágenes] completo”. Si esto ocurre, se debe más a una mala implementación que a una imposibilidad tecnológica. Mención especial requiere el asunto de la baja monitorización de accesos que parece existir: algo intolerable, teniendo en cuenta la alta sensibilidad de los datos a los que accedemos.

El bajo nivel de información a los usuarios sobre los riesgos de la radiación que reciben no me cuadra mucho con las iniciativas en la línea de crear un “carné radiológico”. ¿No deberían darse primero otros pasos menos caros, complejos y, seguramente, más efectivos? Como el dar información, por ejemplo.

En lo que respecta al consentimiento informado, sorprende mucho que el consentimiento se asuma cuando el uso va a ser la docencia. Según nuestra legislación, esto no es así y debe obtenerse consentimiento para todo aquel uso no clínico (docencia, investigación, publicación…) que vaya a hacerse de las imágenes. En caso de realizar una correcta anonimización de las imágenes, no existen datos personales que proteger y, aunque obtener un consentimiento siempre es recomendable, no sería necesario. Eso sí, debemos asegurarnos de que sabemos realizar el procedimiento de anonimización: eliminar todo rastro en los metadatos de la imagen, no vale con usar herramientas gráficas que cubran lo que aparece en la pantalla, pues el formato DICOM incluye mucha información que no se representa gráficamente.

Para terminar, decir que me parece un artículo un poco flojo para estar firmado por una sociedad científica internacional. Se podría haber sacado mucho más jugo a una encuesta de este tipo.

Francisco José Sánchez Laguna.

Hospitales Universitarios Virgen del Rocío (Sevilla) – R1.

@fransanlag

La Medicina, mi vocación... la Informática, mi pasión... Más información sobre mí en http://about.me/fransanlag.

Tagged with: , , , , , ,
Publicado en Insights into Imaging

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ISSN 2341-0167

Ediciones

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: