Lesión cerebral leve de etiología traumática

Artículo seleccionado: Delouchea A, Attyéa A, Hecka O, Granda S, Kastlera A, Lamalle L. et al. Diffusion MRI: Pitfalls, literature review and future directions of research in mild traumatic brain injury. European Journal of Radiology 2016;85 W25-W30.

DOI: http://dx.doi.org/10.1016/j.ejrad.2015.11.004

Palabras claves: Brain injury, Diffusion tractography, Post-concussion syndrome and Magnetic resonance imaging.

Abreviaturas y acrónimos utilizados: TC (tomografía computarizada), RM (resonancia magnética), teslas (T), LCT (lesión cerebral traumática), FA (fractional anisotropy), MD (mean diffusivity), DKI (diffusion kurtosis imaging), DTI (diffusion tensor imaging).

Línea editorial del número: Manteniendo su línea editorial, este mes EJR aborda temas de una relevancia clínica extraordinaria relacionados con la oncología de varios órganos y sistemas, por ejemplo un artículo relacionado con el carcinoma de próstata que hace una comparativa con imágenes de TC y RM y  otro sobre el volumen de difusión con RM en el  carcinoma de endometrio y cérvix como nuevo parámetro clasificador del riesgo de estas pacientes. En la sección de abdomen me ha parecido interesante un estudio original que muestra los hallazgos en la TC de los hepatocarcinomas tratados con sorafenib y las diferentes consideraciones que se tienen en cuenta a la hora de evaluar la respuesta al tratamiento. Se aborda también el tema de las microcalcificaciones en la mama, diferenciando al carcinoma ductal in-situ de las de patologías benignas. Estos son algunas de las artículos que podréis encontrar en la publicación de enero, os invito a echarle un vistazo.

Motivos para la selección: En la práctica clínica habitual, numerosos pacientes son sometidos a pruebas de imagen innecesarias ante lesiones traumáticas cerebrales. El profundizar en el conocimiento de este tema, siempre es un reto para la ciencia y al ver este artículo que nos muestra otra herramienta para la interpretación de los resultados en estas lesiones me pareció meritorio de  leerlo, revisarlo y compartirlo con vosotros dando mi humilde opinión.

Resumen: La LCT es una causa importante de discapacidad en adultos con edades comprendidas entre los 15 y los 45 años y por lo tanto, representa una carga de salud pública con un alto coste. Muchos de estos pacientes sufren una combinación de síntomas físicos, emocionales y cognitivos, conocidos colectivamente como el trastorno post-contusión, que persisten mucho después del evento de la lesión y por tanto obstaculizan el trabajo o afectan la reanudación de las actividades sociales.

La tomografía computarizada ofrece sólo una visión limitada de las anormalidades intracraneales sutiles que se producen en la lesión cerebral aguda. Hoy en día, el desarrollo del tensor de difusión y la tractografía basadas en imágenes de RM permiten innumerables análisis del tejido cerebral. La principal ventaja de la tractografía es la posibilidad de evaluar todo el haz de fibras en lugar de sólo uno de sus segmentos.

Las modificaciones fisiopatológicas después del trauma cerebral dependen del tiempo,  por lo tanto hacen de la cronología de acontecimientos, un factor crucial en la interpretación de los hallazgos en las imágenes de difusión.

En una etapa inicial, los resultados funcionales después del trauma cerebral, pueden interpretarse de la siguiente manera: el incremento de la FA y una disminución en el MD puede indicar un edema citotóxico. Un estudio longitudinal pone de relieve que las mediciones de difusión (FA y la difusividad radial) podrían ser utilizadas para clasificar a estos pacientes. Por otra parte, en su enfoque holístico, Yuh et al. mostró que una disminución de FA fue más predictivo de mala evolución clínica neuropsiquiátrica que la historia, la edad o los años de la educación. Interesantemente, en áreas de materia gris también se ha encontrado una disminución en los valores de FA. Los autores concluyeron que tales alteraciones de FA con anomalías MD sugirieron la presencia de edema citotóxico en estas áreas como resultado de fuerzas mecánicas.

En cuanto a las directrices futuras los trabajos están encaminados a dos tipos de imágenes una DTI-tractography y DKI.

Valoración personal:

Es un tema interesante el uso del tensor de difusión y las imágenes de tractografía para el estudio de la función cerebral, permitiendo el análisis de unos haces de fibras cerebrales en todo su trayecto como ya se ha mencionado anteriormente. Este tema tiene una relevancia clínica importante y sabemos que tenemos limitaciones a la hora de interpretar las imágenes de TC en traumatismos cerebrales leves donde las alteraciones son muy sutiles. Desde el punto de vista metodológico creo que el artículo está bien planteado y hace una selección con buenos criterios de inclusión y exclusión. Se explica muy bien el trabajo realizado por los investigadores y además el contenido está muy bien estructurado.  Creo que se queda un poco corto en imágenes y gráficos que harían más fácil su lectura.

 

Carlos Oliva Fonte.
Hospital General de Segovia. R3.
docolivafonte@gmail.com
Tagged with: , , , , , ,
Publicado en European Journal of Radiology, Revistas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ISSN 2341-0167

Ediciones

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: