Body-Packer: características por imagen.

Artículo original: Sica G, Guida F, Bocchini G, Iaselli F, Iadevito I, Scaglione M. Imaging of drug smuggling by body packing. Semin Ultrasound CT MR, 2015; 36:39-47.

http://dx.doi.org/10.1053/j.sult.2014.10.003

Palabras clave: drug, smuggling, body packing, plain abdominal X-ray, computer tomography.

Abreviaturas y acrónimos utilizados: TC (tomografía computarizada), UH (unidades Hounsfield), mAs (miliamperios).

Línea editorial del número:

Este número se enfoca en los cuerpos extraños. Hay dos artículos que me gustaría reseñar, el primero habla acerca de la epidemiología, patogenia y aspectos clínicos de los cuerpos extraños inhalados o ingeridos, así como los hallazgos radiológicos y el enfoque diagnóstico para el manejo de este tipo de pacientes; el segundo describe el amplio espectro de lesiones por arma de fuego y resalta el papel crucial de la TC en la identificación de las lesiones vasculares directas o indirectas secundarias al trauma.

Motivos para la selección:

El contrabando de drogas por medio de ingesta de cuerpos extraños es un problema que  además de implicaciones legales puede conllevar a graves y potencialmente mortales complicaciones médicas. Nuestro papel en el reconocimiento de este tipo de pacientes es primordial, por lo cual debemos conocer las diferentes técnicas radiológicas empleadas, su principal utilidad y los signos radiológicos relacionados.

Resumen:

Se denomina “body packer” a aquella persona que lleva en su interior drogas ilícitas empaquetadas, que pueden estar en el tracto gastrointestinal al ser ingeridas, o estar en el recto o vagina tras ser introducidas en estas localizaciones. Hay varios conceptos que vale la pena recalcar:

  • La droga es introducida en los dedos de un guante de látex o en un preservativo, formando pequeños paquetes, que pueden tener múltiples capas y un nudo en un extremo.
  • Pueden contener cocaína, heroína o marihuana, otros alucinógenos son más raros.
  • Su morfología es variable, es así que los paquetes fabricados de manera mecánica son de tamaño más regular y simétrico, mientras que aquellos fabricados de manera manual suelen ser más irregulares.
  • Los paquetes tragados generalmente son redondos y pequeños (< 2 cm), mientras que los paquetes intrarrectales o intravaginales suelen ser ovalados y más grandes (4-6 cm x 2-3 cm).
  • Cada paciente puede llevar 1 kg de la droga separado en 50-100 paquetes de 8-10 gr cada uno.

El radiólogo debe identificar estos paquetes, su número y localización, así como también las posibles complicaciones derivadas de los mismos (perforación esofágica o intestinal, úlceras gastrointestinales, oclusión intestinal, intoxicación por ruptura de uno de los paquetes).

La primera prueba de imagen utilizada es la placa simple. En ella la droga se puede ver como múltiples cuerpos extraños redondos u ovalados con densidad similar a las heces fecales. Sin embargo, la placa simple tiene una sensibilidad variable (40-100%), siendo directamente proporcional al tamaño de los paquetes.

Los signos típicos en la placa simple son:

  • Signo del doble preservativo: muestra un pequeño haz de gas alrededor de cada cuerpo extraño.
  • Signo del Tic-Tac: muy común. Son múltiples estructuras ovaladas de bordes finos.
  • Signo del paralelismo: raro pero específico, se refiere a alineamiento en paralelo de los cuerpos extraños en la luz intestinal.
  • Signo del rosetón: hace referencia a la presencia de aire en el nudo de cada paquete.

En un 60% de los casos no es posible identificar los cuerpos extraños. Es por eso que si un estudio es negativo pero la sospecha clínica es alta, el siguiente paso es realizar un TC.

La sensibilidad de la TC es mucho mejor (95,6-100%), cada paquete tiene una densidad entre 30-70 UH, haciéndolos fácilmente identificables. La TC sin contraste es suficiente para el diagnóstico, localización y conteo de los paquetes (todos los signos descritos en la placa simple pueden ser vistos), para esto se recomienda el uso de un protocolo de baja dosis (30 mAs). El uso de contraste intravenoso debe ser reservado para valorar las complicaciones secundarias al transporte de los cuerpos extraños (los paquetes rotos se pueden ver con una morfología irregular, de menor tamaño y con densidad diferente al resto de cuerpos extraños), mientras que el contraste por vía oral o a través de un enema no mejora la detección de los mismos e incluso puede enmascararlos.

Valoración Personal:

Es un artículo excelente, bastante detallado, con varias imágenes bastante ilustrativas, puntos claves acerca de los hallazgos radiológicos y un buen enfoque diagnóstico en este tipo de pacientes. Creo que es de esos artículos que vale la pena tener de consulta ya que en cualquier momento es posible que lo necesitemos.

Camilo Pineda Ibarra. R4

Hospital Clinic Barcelona

camipib@gmail.com

Tagged with: , , , , , ,
Publicado en Seminars in Ultrasound CT and MR

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ISSN 2341-0167

Ediciones

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: